El PRO tucumán defendió a Rodríguez Larreta

«Horacio Rodríguez Larreta viene a cambiar para siempre la matriz centralista de la Argentina. El pretende todo lo contrario. El impulsa que todas las provincias tengan mayor autonomía, que los funcionarios provinciales no tengan que estar deambulando por los ministerios mendigando obras. Horacio quiere que todos los tucumanos sean artífices de su propio destino, que definan cuáles son las obras prioritarias, entre otras cuestiones», remarcó Mariano Malmierca, vicepresidente del partido.

«Evidentemente, lo que pone incómodo al gobernador interino Jaldo no es el centralismo porteño, sino el contraste de una gestión que supo resolver las condiciones más básicas para la calidad de vida de sus vecinos, mientras en Tucumán nos comen los piojos», dijo la vicepresidenta del PRO, Carla Porta.

«Buenos Aires tiene los índices de inseguridad más bajos de su historia, se desarrolló como una ciudad moderna, inclusiva y sustentable. Priorizó la educación aún en pandemia. La contracara de Tucumán es un sistema educativo que no contiene ni educa, con edificios en pésimas condiciones, los más altos índices de inseguridad y desempleo», comparó.
«Si a Jaldo le molesta que trabajemos en conjunto con el jefe de la ciudad de Buenos Aires para planear el desarrollo de la provincia, entonces seguirá molesto por mucho tiempo», anticipó Porta.

“Jaldo es un caradura cuando habla de unitarios y federales. El gobierno más unitario de la Argentina fue el kirchnerismo, del que él forma parte. El kirchnerismo extorsionó a todos los gobernadores con la coparticipación. Jaldo no puede tomar ninguna medida porque su cargo prestado se lo debe al jefe de Gabinete Juan Manzur, que es quien toma las decisiones. Esto demuestra el centralismo del gobierno de Alberto Fernández. Hasta ahora, ese centralismo se demuestra con las pocas obras que llegan del gobierno nacional. Hasta ahora solo tenemos anuncios rimbombantes pero nada se concreta. Jaldo pretende compararse con Rodríguez Larreta, una de las mejores administraciones en cuestión de educación, seguridad, entre otras cosas”, cuestionó Roberto Avila, presidente de la Asamblea partidaria.

«Jaldo cree que con sus mentiras va a confundir a los tucumanos. Hace más de 20 años que ocupa los principales puestos del Gobierno. Fue ministro de Economía de Julio Miranda, ministro de varias carteras con Alperovich, 8 años vicegobernador de Manzur. El tiene gran parte de la responsabilidad de la decadencia tucumana y habla como si fuera un recién llegado a la gestión. Los tucumanos no somos idiotas y estoy seguro que el año que viene Juntos por el Cambio va a empezar a transformar la provincia», concluyó Miguel López Ibarra.

spot_img

Notas Relacionadas

spot_imgspot_img