Clausuraron un sanatorio de Río Negro luego de que 16 profesionales de la salud se contagiaran coronavirus

El Ministerio de Salud de la provincia de Río Negro resolvió la clausura de un sanatorio privado de la ciudad de Cipolletti después de que se confirmara el contagio de coronavirus de 16 profesionales de la salud del mismo y de que fracasaran los procedimientos protocolares de aislamiento para evitar el contagio incluso a algunos pacientes que se atendieron allí.

Se trata del Sanatorio privado Río Negro. La medida fue tomada el domingo al mediodía en medio de un clima de tensión, después de que los propios empleados de la clínica denunciaran la situación y las precarias condiciones de higiene.

También surgieron en las últimas horas fuertes sospechas de que algunos pacientes que acudieron a ese centro de salud para tratarse otras patologías terminaron contagiándose de COVID-19 a raíz de su contacto con médicos, camilleros y enfermeros.

Uno de los principales focos de conflicto en la situación del Sanatorio Río Negro radica en que los primeros positivos de los profesionales del centro de salud se conocieron hace cerca de dos semanas. Desde entonces, las cifras de profesionales contagiados no hizo más que crecer y no sólo se incrementó el riesgo de los propios empleados sino también de los pacientes que acudieron allí durante todo el mes de abril.

“Hace alrededor de 10 días tomamos intervención de ese Sanatorio. Al ser la autoridad de aplicación y nosotros llevar el recuento y cargar los datos en el sistema sanitario, empezamos a hacer un seguimiento especial en ese sanatorio. Fuimos haciendo un seguimiento epidemiológico con el hospital de cabecera público que tenemos en Cipolletti”, aseguró el ministro de Salud de Río Negro, Fabián Zgaib, en diálogo con Infobae.

“Nosotros hicimos un seguimiento cercano de todo lo que iba ocurriendo. A medida que se confirmaba cada positivo entre los profesionales de salud del centro, se procedía al cierre del sector en el que se desarrollaba y se procedía a establecer el protocolo de aislamiento social con todo el resto de profesionales que habían estado en contacto con cada contagiado durante los días anteriores”, completó.

Hasta el momento de su clausura, se habían confirmado 16 casos positivos entre los empleados del Sanatorio (Google Strew)

Hasta el momento de su clausura, se habían confirmado 16 casos positivos entre los empleados del Sanatorio (Google Strew)

“El tema es que nosotros no queríamos clausurar todo el sanatorio porque es un centro privado y queríamos proteger de alguna manera las fuentes de trabajo”, fueron las palabras del ministro Zgaib respecto a la demora en el cierre del establecimiento.

Según fuentes oficiales, se confirmó que hasta el momento de su clausura preventiva, el domingo a las 12:30 del mediodía, se habían contagiado de COVID-19 unos 16 empleados de la clínica privada. Asimismo, había internados tres pacientes que habían dado positivo por coronavirus.

“Al momento de la clausura, ya había 45 de los 200 empleados que tiene el sanatorio que no estaban acudiendo al centro de salud porque habían sido sometidos al protocolo de aislamiento preventivo”, afirmó el titular de la cartera sanitaria rionegrina a Infobae.

El Ministerio de Salud de Río Negro instó a las autoridades del sanatorio privado de Cipolletti a entregar en un plazo de 24 horas un listado con la totalidad de recursos humanos que dependen del mismo.

Además, en un período de 48 horas, el mismo sanatorio deberá presentar un plan de desinfección de todas sus instalaciones que tendrá que recibir la aprobación de las autoridades de salud de la provincia.

El procedimiento de clausura preventiva se mantendrá durante un plazo mínimo de 14 días, al menos hasta que los profesionales contagiados completen el proceso de incubación de COVID-19.

La medida de la clausura del Sanatorio Río Negro fue llevada adelante por personal del Área de Fiscalización Sanitaria y de Salud Ambiental del Ministerio de Salud de Río Negro, en conjunto con la dirección del Hospital de Cipolletti, autoridad máxima de la denominada “Área Programa”.

El ministro de Salud de Río Negro, Fabián Zgaib

El ministro de Salud de Río Negro, Fabián Zgaib

En tanto, el ministro de Salud informó que al momento del cierre sólo quedaban en funcionamiento los sectores de terapia intensiva y neonatología del sanatorio y que todos sus integrantes, profesionales y pacientes, habían sido testeados y dieron resultados negativos por COVID19.

La medida de la clausura se produjo en medio de un clima de tensión y denuncias por contagios e inseguridad higiénica desde diferentes ámbitos.

El caso más resonante de las últimas horas fue el de un hombre residente en la provincia de Neuquén, quien a inicios de abril acudió al Sanatorio Río Negro para realizarse una intervención quirúrgica por un implante en la rodilla. La Ciudad de Neuquén y Cipolletti se encuentran apenas a 7 kilómetros de distancia, por lo que es habitual que los habitantes de ambos lugares crucen de provincia para ser atendidos en centros médicos.

Al cabo de unos días, el hombre empezó a sentirse mal y volvió a acudir al mismo centro de salud para constatar de qué se trataba. En un principio se le dijo que eran síntomas habituales del posoperatorio.

Sin embargo, con el pasar de los días la situación se agravó y el hombre debió internarse en una clínica privada de Neuquén. Hoy se encuentra en grave estado y fue confirmado su contagio por coronavirus. Medios locales indicaron que el cirujano que lo atendió sería uno de los 16 empleados del Sanatorio Río Negro que dieron positivo por COVID-19.

“Hasta la última información que recogimos, ese hombre se encuentra internado en la Unidad de Terapia Intensiva de una clínica privada de Neuquén. Esperamos que evolucione favorablemente”, le afirmó Zgaib a Infobae.

A su vez, antes de la clausura preventiva de la clínica, los propios empleados ya habían presentado un reclamo por mejoras de artículos de protección, medidas de higiene y falta de reactivos para realizar los tests.

Se estima que el plazo de la clausura preventiva será de 14 días

Se estima que el plazo de la clausura preventiva será de 14 días

«Exigimos que nos den las garantías de salubridad, entregando los insumos para que los compañeros tengan los implementos de protección personal», aseguró el domingo Gloria Ovejero, titular de ATSA Río Negro (Asociación de Trabajadores de la Sanidad Argentina), en declaraciones a Telefé Noticias.

La gremialista también había reclamado por la confirmación de todos los puestos de trabajo ante la posibilidad inminente de un cierre del sanatorio.

“Sé que en estas horas se están manteniendo reuniones entre el Ministerio de Trabajo de la Provincia junto a los gremios y representantes del Sanatorio para que se intente mantener los puestos de la totalidad de los empleados de la clínica”, afirmó el ministro Zgaib.

Hasta el domingo a la noche, Cipolletti registraba sólo 10 casos positivos por coronavirus. Algunos médicos contagiados residen en otras ciudades, por lo que fueron registrados como positivos en otras jurisdicciones. De esos 10 casos, ocho tuvieron una relación directa con el Sanatorio Río Negro.

spot_img

Notas Relacionadas

Un juez federal suspendió la aplicación de las retenciones al agro

El juzgado federal de Junín declaró la inconstitucionalidad del...

Tucumán reporta hoy 165 contagios y un fallecimiento por Covid-19

El Ministerio de Salud Pública informa que se suman...

“Los formadores de precios tienen que ser solidarios”

El gobernador, Osvaldo Jaldo, se refirió a la convocatoria que realizó...
spot_imgspot_img