Jue. Feb 22nd, 2024
El pasado 24 de julio, la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) incrementó la carga impositiva que se aplica a la compra de divisas con fines de atesoramiento por parte de individuos, el famoso dólar ahorro. Además, la medida se combinó, luego, con la devaluación del tipo de cambio mayorista que se aplicó el 14 de agosto. Ambos elementos cambiaron las condiciones para los ahorristas que buscaban adquirir moneda estadounidense en el mercado oficial.

 

Recordemos que, a través de la Resolución General 5393/2023, la AFIP incrementó al 45% (desde el 35% previo) el porcentaje de anticipo del Impuesto a las Ganancias que cobra por la compra de dólar ahorro. Así, el precio quedó equiparado con el del dólar tarjeta o turista, con lo cual, ese tipo de cambio dejó de ser el más barato y pasó a compartir el lugar con el que se aplica a gastos en el exterior menores a u$s300.

Tal como se dijo, eso se combino, desde el 14 de agosto, con la decisión del Gobierno de devaluar un 22% el peso. En ese momento, el dólar ahorro pasó de valer $525 el fin de semana anterior a las PASO a cotizar $640 el lunes después de las primarias. Esto fue consecuencia del salto en tipo de cambio mayorista, que saltó hasta los $350 ese día. Y, de esta manera, el también llamado «dólar solidario» y el Tarjeta quedaron a poco menos de $20 del que fue, en su momento, el tipo de cambio más caro: el Qatar, hoy en $660,65.

Eso sucedió debido a que, por otro lado, la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) dispuso una reducción del 25% al 5% en la percepción de Bienes Personales que se aplica para los consumos en el exterior con tarjetas de débito y crédito superiores a los u$s300 mensuales por persona. Así, el llamado dólar Qatar dejó de ser el tipo de cambio más caro del mercado y se acercó a la cotización del tarjeta y el ahorro.

Desde el 14 de agosto que el dólar ahorro mantiene su cotización en torno a los $642, dado que su precio se fija sobre la base del valor del minorista y se le agrega un 30% correspondiente al impuesto PAIS y otro 45% a cuenta de Ganancias y Bienes Personales. Entonces, al tener un dólar casi oficial fijo hasta octubre, el cálculo tampoco varía mucho.

Dólar ahorro: cómo queda el cupo después de las medidas de alivio

Por ahora, no ha habido ningún cambio respecto del cupo mensual de compras que autoriza el Gobierno a quienes pueden adquirir dólar ahorro todavía, que es de u$s200. Sin embargo, cada vez se recorta más el universo de personas que tienen acceso a ese mercado. De hecho, desde esta semana hay nuevas personas que se sumaron a la lista de los que no pueden comprarlo.

Y es que, el pasado domingo, el ministro de Economía, Sergio Massa, lanzó las tan anheladas medidas de alivio para los trabajadores, las cuales incluyen un bono por única vez de $60.000. Con el pasar de los días, la media decantó y se conoció que quienes cobren ese «alivio» no podrán acceder al cupo de dólares para atesoramiento.

Como bien explica la economista Natalia Motyl en declaraciones a Ámbito, las nuevas restricciones afectan a «los empleados del sector privado» que reciban la suma fija no remunerativa de $60.000 y son, alrededor de 5,5 millones de trabajadores, y a los del sector público que reciban también esa suma fija planteada en dos cuotas. «Todos los que entren al crédito tampoco, inclusive los monotributistas«, advierte Motyl.

A lo que se refiere la directora de NM Consoltura es que el Gobierno restringirá el acceso al dólar ahorro a todos los trabajadores públicos y privados que accedan al bono de $60.000 a pagar en dos cuotas con un tope de salario de $400.000.

El adelanto lo dio la ministra de Trabajo, Kelly Olmos. «Efectivamente no queremos que esto vaya a la brecha, queremos que vaya al consumo. El que cobra el bono queda afuera del mercado de cambios«, dijo. Luego, el presidente de la Comisión Nacional de Valores, Sebastián Negri, salió a aclarar que esa prohibición aplica sólo al dólar ahorro y no al MEP.

Dólar ahorro: datos oficiales

Con estas medidas, el Gobierno busca seguir controlando el acceso al mercado oficial por parte de los ahorristas, que viene en alza. De acuerdo con los datos oficiales, las “Personas humanas” compraron en julio billetes por u$s174 millones, esto fue un 8% más que en junio, pero un 33% menos en términos interanuales, y efectuaron ventas por u$s3 millones. Esto significa que 823 mil individuos compraron billetes (aproximadamente u$s145 por persona), mientras que unas 15 mil vendieron.

Asó se desprende del informe Evolución del Mercado de Cambios y Balance Cambiario del Banco Central (BCRA) de julio en el que todavía no impactaron las medidas del Gobierno en el volumen de ahorristas que buscan acceder al billete verde para atesoramiento. Sin embargo, sí se espera que haya tenido efecto en agosto.

En ese contexto, Joel Lupieri de la consultora Epyca, sostiene en declaraciones a Ámbito que, al equipararse el dólar ahorro con el dólar tarjeta, «posiblemente» se desaliente la compra y el arbitraje, lo cual terminaría haciendo que fuese indistinto comprar dólares o gastar en efectivo, esto, «en caso de que haya gastos en divisas».

Como se mencionó anteriormente, al dólar ahorro a través del homebanking acceden más 800.000 personas, según datos oficiales, por lo que vale la pena tener en cuenta:

¿Quiénes no pueden comprar dólar ahorro?

  • Beneficiarios de créditos ANSES que no hayan cancelado la deuda.
  • Beneficiarios subsidios energéticos y de agua.
  • Beneficiarios de planes sociales o programas de ANSES como la Asignación Universal por Hijo.
  • Personas sin ingresos declarados o consistentes, por lo que incluye tanto a personas que no tienen trabajo o trabajan de manera informal/en negro.
  • Cotitulares de cuentas bancarias.
  • Quienes refinanciaron algún saldo de la tarjeta de crédito en los últimos 12 meses.
  • Monotributistas que pidieron préstamos a tasa 0.
  • Las personas que accedieron al tipo de cambio «MEP».
  • Los titulares de créditos UVA que se beneficiaron del congelamiento de tarifas durante la pandemia.
  • Los dueños de pequeñas y medianas empresas que hayan accedido a préstamos a tasas preferenciales.
  • Personas que se beneficiaron del «refuerzo de ingresos»
  • Personas que hayan operado certificados de Depósitos Argentinos, más conocidos como cedears, criptomonedas u obligaciones negociables en los últimos 90 días. En caso de acceder al dólar ahorro, se impide acceder a dichos activos durante los 90 días posteriores a la última compra del dólar ahorro.
  • Personas incluidas en la moratoria previsional.
  • Personas que cobren el bono de $60.000 en los meses de septiembre y octubre.

Dólar ahorro: ¿cómo saber si estoy autorizado a comprar?

El estado de esa cuenta se podrá verificar por medio de la Certificación Negativa de ANSES, comprobante que tiene una validez de 30 días y se puede consultar en el siguiente link: https://www.anses.gob.ar/consulta/certificacion-negativa