La epidemia de viruela del mono

0

El sábado, la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró como una emergencia de salud global, a la viruela del mono, como consecuencia de un aumento de los casos en todo el mundo. Una emergencia de salud pública de interés internacional (PHEIC, por sus siglas en inglés) es la máxima alerta que la OMS puede emitir.

Según explica la organización en su página web, la emergencia se declara cuando se presenta «un evento extraordinario que se determina que constituye un riesgo para la salud pública de otros estados a través de la propagación internacional de enfermedades y que potencialmente requiere una respuesta internacional coordinada».

Con la declaración de emergencia se hace un llamado oficial a los estados para que no solo presten atención a la situación, sino que actúen y cooperen en la detección, tratamiento y control de la enfermedad. Esta declaración ayudará a acelerar el desarrollo de vacunas e impulsará la implementación de medidas para limitar la propagación del virus.

La actual epidemia de viruela símica o del mono, se inició en el Reino Unido el 29 de abril de 2022 con el reporte de un residente británico que presentó síntomas de la enfermedad después de viajar a Nigeria, donde esa patología es endémica. El paciente retornó a Reino Unido el 4 de mayo y representó el caso número uno o caso índice.

Ya se han confirmado 18000 casos en todo el planeta y de ellos 18 en nuestro país. España se sitúa a la cabeza de los contagios, con 3536 casos, seguida por EE. UU. con 2891 y Alemania, con 2268.

Los principales síntomas de la enfermedad son: Erupción con ampollas en la cara, manos, pies, ojos, boca y genitales, Fiebre, Dolor de Cabeza, Dolor muscular, Cansancio, Baja energía manifestada con una anemia atípica, Ganglios linfáticos inflamados

La viruela del mono se propaga de muchas maneras: Contacto físico con alguien con síntomas. Tocar cosas contaminadas con el virus (ropa, toallas, superficies, etc.)

La viruela del mono es endémica en África occidental y África Central. Antes del actual brote, el Reino Unido sólo había registrado siete casos previos de esta viruela, todos los cuales eran casos importados de África o trabajadores de la salud involucrados en su tratamiento. Los primeros tres casos de este tipo ocurrieron en 2018, seguidos de otro caso en 2019 y tres más en 2021. El único brote importante de viruela del mono que se registró en un país occidental antes de 2022 fue el brote de viruela del mono del medio oeste de 2003 en los EE. UU.; sin embargo, este brote no presentó transmisión comunitaria.

Después de la pandemia de coronavirus, el mundo está mucho más alerta ante la posibilidad de epidemias. Pero Bill Gates el fundador de Microsoft piensa diferente, “No estamos preparados para la siguiente pandemia”, aseguró Gates, quien alertó que, si la actual emergencia sanitaria es mala, la siguiente podría ser 10 veces más grave. El filántropo criticó que se pudo tener más preparación respecto a la pandemia de coronavirus para que el daño fuera menor. “Si se hubiera tenido una mejor capacidad de diagnóstico, los contagiados y las muertes hubieran sido menos”, afirmó al diario alemán Süddeutsche Zeitung.